Dique Sur: una obra para preservar el futuro

Artemisa, Cuba: A lo largo de 51,7 kilómetros, desde el Surgidero de Batabanó, en Mayabeque, hasta  Playa Majana, en Artemisa, se levanta el Dique Sur, importante obra de ingeniería llevada a cabo en  la década de los  80 del pasado siglo.

Esta importante obra se materializó a partir de objetivos bien trazados como disminuir el escurrimiento de las aguas superficiales hacia el mar,  eliminar el flujo subterráneo de la intrusión salina, impedir la penetración del mar y la salinización de las aguas subterráneas, así como la contaminación de franjas de suelos fértiles próximos a la línea costera.

La salinización de los acuíferos y las tierras cultivables del país, constituye material de estudio constante para especialistas e investigadores del Ministerio de Ciencia, Innovación, Tecnología y Medio Ambiente. La mitigación y adaptación a estos procesos forma parte del Plan de Estado para el enfrentamiento al cambio climático, es por ello que el Dique Sur es de gran importancia en la preservación y cuidado del medio ambiente y el ecosistema costero.

La rehabilitación de esta importante infraestructura hidráulica permite el control, chequeo y  monitoreo constante de la preservación de este tramo costero que abarca dos provincias, Mayabeque y Artemisa,  desde Batabanó hasta Playa Majana y la retención de unos 45 millones de metros cúbicos de agua en un área de inundación de 13 mil hectáreas.