Twitterfacebook English

Nuevas medidas a favor de la economía

Artemisa, Cuba.- Las nuevas medidas adoptadas en el país para favorecer la entrada de un grupo de productos, las bonificaciones a la importación y el resto de las iniciativas vinculadas al tema, son a mi juicio una respuesta necesaria que demuestra la capacidad de quienes dirigen al evaluar la realidad sin adoctrinamientos y con la mirada puesta en las soluciones que sean pertinentes.

La noticia creó revuelo y la correspondiente polémica en la población. Muchas personas aplauden la decisión y algunos también se erigen en detractores, aduciendo que solo favorece a un sector de la sociedad. Mi opinión es que a veces no nos damos cuenta de los impactos a gran escala concentrados en el espacio personal.

Pero tomar una decisión como esa tiene positivas implicaciones para la economía nacional y su aplicación escalonada puede ayudar a un crecimiento sostenido y a que no se fugue el dinero que tanto se necesita en el estímulo de otros segmentos en la vida diaria.  

La medida demuestra capacidad para tomar decisiones, que no existe miedo a experimentar y que en Cuba también tenemos mecanismos de regulación económica con los que responder ante las agresiones.

A este comentarista le impresionaron las palabras de Alejandro Gil, Ministro de Economía y Diputado a la Asamblea Nacional de Poder Popular por Artemisa, cuando dijo que estamos por las soluciones y no por las prohibiciones.

Desde hace tiempo el país se reinsertó en las relaciones económicas internacionales y esa inserción  necesaria trajo consecuencias en lo social, pero los cubanos aprendimos a asumirlas y no nos tiembla la mano al combatir la economía de mercado con herramientas que este tipo de sociedades crearon desde hace tiempo.  

Es cierto que no todos verán de forma directa o inmediata las consecuencias. Pero el país si las verá. Es cierto que debemos proteger nuestros recursos.

Es cierto además que los países fuertes económicamente, los desarrollados, los capitalistas, los que apuestan por el libre cambio y la no intervención estatal, los que promueven la iniciativa privada y la propiedad de unos pocos sobre lo que es fundamental, también se cuidan, también se protegen, también adoptan fórmulas para que su capital se gaste dentro y no emigre para impulsar otras economías.

Hoy la  convergencia con otras formas de gestión  no se toca, se estimula. La capacidad de compra del dinero crece. La persona natural aumenta su espectro con estas medidas y adquiere una conciencia económica donde su participación deja de ser contemplativa para volverse activa y movilizadora de soluciones.

Los que no entienden la medida deben pensar en que ese dinero que se va no regresa, no se reinvierte en desarrollo para los cubanos.

El dinero que se gasta en el país se redistribuye por diferentes vías y siempre aporta. El PIB que debemos potenciar es el cubano. Las leyes no son eternas y deben cambiarse cuando las condiciones lo requieren. Los precios de recaudación no son ahora quienes solucionarán el asunto.

Abaratar los costos asociados a la importación disminuye el valor de los bienes. Si es cierto que la capacidad de compra de todos no llega a esos bienes, también sabemos que hoy están más cerca y si, como alguien me dijo, solo favorecerán a un segmento de la población, es una posibilidad de que ese segmento no se distancie más y de que su aporte sea una inyección de liquidez en la finca de todos.  



En vivo

Portal del ciudadano de Artemisa

Portal del ciudadano

El tiempo en Artemisa

Hemeroteca Digital

November 2019
Mo Tu We Th Fr Sa Su
28 29 30 31 1 2 3
4 5 6 7 8 9 10
11 12 13 14 15 16 17
18 19 20 21 22 23 24
25 26 27 28 29 30 1

A Fidel "Profeta de la Aurora"

 Sucesos del Moncada

 


Los Grados del Comandante en Jefe

 

 

Archivos de Audios

Reflexiones de Fidel

reflexiones fidel